miércoles, 28 de diciembre de 2016

"Gran Hotel Abismo" por Marcos Prior y David Rubín

En un momento en que la sociedad actual se muestra convulsa por la situación política y económica, aparece "Gran Hotel Abismo", la novela gráfica publicada por Astiberri, realizada por Marcos Prior y David Rubín donde dan rienda suelta a su creatividad y también como una forma de expresar su parecer frente a los tiempos que corren. "Gran Hotel Abismo" se sitúa en un futuro cercano, compuesta por un prólogo y cuatro capítulos, aparentemente inconexos pero que guardan estrecha relación en el devenir de la obra. En el prólogo vemos a un personaje haciendo ejercicio, preparándose físicamente, mientras las pantallas de televisión emiten informativos con las noticias sobre recortes, huelgas, ajustes presupuestarios, etc, y una frase que se repite "Querer es poder".  El primer capítulo, "El Animador", nos presenta una manifestación frente al Parlamento, con gran despliegue de policía, mientras que emerge una figura enmascarada de entre el gentío, salta las vallas y se enfrenta a los antidisturbios. Superado en número, es detenido y encerrado en un furgón policial, pero esto forma parte de su plan para provocar el caos. "Suite" es el título del segundo capítulo, en el que vemos como un hombre de unos 60 años se halla encerrado en un apartamento sin saber cómo ha llegado hasta allí. Una voz le comunica que forma parte de un experimento en el que debe vivir con 650 bittercoins durante un mes para comprobar si se puede vivir con esa cantidad. Por supuesto, al final del capítulo se revela quién es el personaje en cuestión, al que se le ofrece una ración de su propia medicina. El tercer capítulo lleva por título "You Are Fire" y vemos la rivalidad de la policía y el cuerpo de bomberos cuando éstos acuden a sofocar un incendio en un gran edificio, también relacionado con el capítulo anterior. Por último, en "Salida de emergencia" vemos las consecuencias que acarrea todo esto entre la población, provocando revueltas en las que vemos que el Animador es una figura que simboliza la reacción, así como el final es esperanzador y como veremos, no es el fin de la historia.
Marcos Prior y David Rubín han hecho de "Gran Hotel Abismo" una válvula de escape para su rabia, impotencia e indignación con el momento actual en que vivimos, y al mismo tiempo una manera de reflexionar. Prior realiza un trabajo visceral que Rubín pone sobre el papel en toda su crudeza. Tras su lectura, debe remover algo en tu interior, aunque la violencia no sea el método más adecuado para actuar. Rubin hace de este trabajo una delicia visual, con una narrativa estupenda que, como explican en los extras, hace que expriman en todas sus posibilidades el formato apaisado. Las redes sociales creadas para el comic como Fakebox o la Willywonkapedia están integradas en la narración, así como un timeline similar al de Twitter. En cuanto al color, Rubín ha contado con la colaboración en las separaciones de Kike J. Díaz, pero manteniendo esos tonos rojizos y verdosos que son característicos en su obra. "Gran Hotel Abismo" es un trabajo que remueve conciencias para que veamos la realidad desde otra perspectiva.