miércoles, 4 de enero de 2017

"Batman nº 57 / Renacimiento 2" por King y Finch

Segunda entrega de la serie "Batman" dentro de "Renacimiento" que publica ECC en España, con los Batman #2 - 3 USA en los que continúa la historia "Yo soy Gotham". Tras la presentación en el primer número de dos nuevos superhéroes en la ciudad, Gotham y Gotham Girl, ahora vemos como resuelven las amenazas que representan los villanos, como Solomon Grundy. Todo bajo la atenta mirada de Batman, que les ayuda a mejorar en su tarea para ayudar a la ciudad. Mientras tanto, un personaje se presenta en la oficina del comisario Gordon para advertirle de la llegada de los "hombres monstruo" antes de suicidarse en su presencia, para recibir poco más tarde la visita de Batman junto a Gotham y Gotham Girl. En las páginas finales sabremos quien se oculta tras la amenaza de los "hombres monstruo", en lo que puede ser una conspiración para eliminar a Batman. El siguiente número se centra en la investigación que Batman (aquí como "Cerillas" Malone) lleva a cabo para conocer las identidades  de Gotham y Gotham Girl, relacionadas con un incidente ocurrido años atrás en el que Batman salvó de un atraco a una familia tras salir del cine. Por otra parte, los ataques a la ciudad se continúan, poniendo a prueba a Gotham y Gotham Girl aunque siempre han de contar con Batman como último recurso. Tras escuchar otra explosión, los tres héroes se dirigen al lugar de los hechos para descubrir al causante de ello, junto a un aliado terrible.
Tom King va desplegando las fichas por el tablero de juego, presentando a los héroes y villanos de la historia, añadiendo un poco de intriga con el origen de Gotham y Gotham Girl además de conocer la identidad de los enemigos a los que se enfrentan. Por otra parte, Batman se mantiene distante como un profesor enseñando a sus alumnos ante la inexperiencia, viendo cómo pueden mejorar. En lo que se refiere al dibujo de David Finch, mejora de un número a otro, con una narración dinámica y fluida, con escenas de acción bien resueltas como la del puente Vincefinkel. Para ello cuenta con la ayuda de Danny Miki a las tintas y Jordie Bellaire al color, que hacen un gran trabajo.