lunes, 13 de febrero de 2017

Crónica Splash Sagunt 2017

La cuarta edición de Splash Sagunt Comic Festival se celebró con la mirada puesta en el futuro, con un ligero aumento de visitantes respecto al año anterior. Si bien es cierto que el espacio ha sido ampliado, celebrándose las charlas en el interior del Casal Jove y situando los puestos de venta en una carpa adyacente, la respuesta del público sigue siendo la misma. Muchos de los asistentes, por no decir la mayoría, venían de la capital, no hay más poder de convocatoria para ver a a los autores valencianos que habitualmente encuentras en distintas presentaciones en la ciudad. Si a ello se añade que el reclamo principal era Josep Mª Beà (al causar baja por enfermedad Ana Miralles y El Torres) aparte de Marcello Quintanilha, Gallardo, Luis Bustos o Kim y Altarriba, poco más justificaba el desplazamiento hasta el Puerto de Sagunto. En algunas charlas, la afluencia de público fue muy baja, aunque en general contaron con una aceptable asistencia. Sirva esta crítica para mejorar en años venideros el Splash Sagunt, porque hay todavía camino por recorrer y buscar otros autores con mayor tirón que motive al público a desplazarse.

Dicho esto, haremos una crónica de las actividades que disfrutamos el sábado, día grande del Splash. En primer lugar la charla de Jordi Peidró sobre su comic "Esperaré siempre tu regreso", sobre las vivencias de Paco Aura, un superviviente del campo de concentración de Mauthausen, acompañado por su editor Pablo Herranz. Un cómic cuya parte de éxito reside en que se ha acercado un público que no consume tebeos habitualmente, por el tema de los españoles en los campos de concentración. En todas las presentaciones encuentra a alguien que tenía un familiar, padre o abuelo en Mauthausen. Esperaban llegar con la primera edición hasta Navidad pero se agotó la tirada, y han tenido que hacer otra nueva porque en san Sebastián, Bilbao, Valencia y Alcoy ha funcionado muy bien. La familia de Paco Aura sabía donde estaba porque recibieron una postal, pero mediante contactos con ingleses ya que tenían una empresa textil, supieron que no estaba en un buen lugar, hasta que los liberaron pero pasó un tiempo hasta que pudo regreasr a España. 

Stygryt y Carlos Maiques presentaron su comic "Styx", pero antes tenían que hablar de  "Titú", un comic más poético basado en sueños infantiles que ha utilizado en los relatos. Los publica en Coco Press, una infraestructura de autoedición donde puedes leer gratuitamente en Internet otras obras. Con "Styx" decide cambiar el rumbo y estudiar el tema de a dónde va el alma cuando morimos. Se divide en cuatro partes, cada una de una forma distinta y donde Carlos Maiques puede tener más detalles con su dibujo. La portada es muy curiosa, pero es una bella historia aunque trate de la muerte. Maiques comentó que antes de "Styx" debía hablar de "Titú"o de "Equinoccio", comics en los que han trabajado juntos. Con "Styx" no sabía lo que estaba dibujando por primera vez, ya que el guión se lo entregaba por capítulos. Se ha divertido mucho porque hay una cosa que ocurre con el dibujo, muy trabajado de alguna forma porque apenas hay diálogos, y que no se pase demasiado deprisa. 

A continuación los autores del comic colectivo "De Muerte" hablaron sobre la obra, con Vicente Montalbá, Luis Ponce, Miguel Delicado, Jaime Carañana y Santi Selvi junto al editor Daniel Viñuales de GP Ediciones. Ponce explicó que son un grupo de dibujantes y guionistas que trabajaron en "Valentia" y querían seguir haciendo historias. En De Muerte" puedes encontrar un montón de géneros en un mismo comic, historias de amor, terror, telerrealidad, hay de todo. Era un tema muy amplio que propuso Santi selvi en una reunión, presentarlo en formato comic desde diversas perspectivas, con un prólogo y epílogo en forma de comic. Santi Selvi explica que se dieron mucha libertad a la hora de trabajar, la portada de Laura Pérez cohesiona lo que hay dentro y que fue Paco Zarco el principal instigador para que volvieran a hacer otro comic juntos. 

El premio "Una vida de viñetas" se le concedió a Josep Mª Beà por su trayectoria artística, quien estuvo acompañado por Álvaro Pons que recibió el premio "Divulgación del Comic". Beà , tras una larga actividad deja el comic y se dedica a la pintura, la música. Llegó a trabajar con doce seudónimos y ahora Trilita Ediciones ha reeditado "Historias de taberna galáctica" y "El hombre de los mil estilos". Con "Historias de taberna galáctica", a través de la ciencia ficción tuvo libertad para no encorsetar las ideas que tenía. El hecho de tener tantos estilos es que en la revista Rambla tenía que sustituir a otros dibujantes que causaban baja y hacerlo bajo seudónimos. Dejó el comic tras sentir que había tocado techo y por no entrar en una decadencia, quería dejar un buen recuerdo. Cuando lee un comic o ve una película quiere que le interese, que le enganche. De niño era el que contaba historias en el patio del colegio, incluso le contaba historias a su padre. Ha escrito novelas, ha hecho música y le queda por explorar poco, divertirse con lo que sabe hacer. Tiene ganas de contar cosas pero no de dibujar. Se siente más guionista, dibujar es muy duro debajo del flexo quemándose las pestañas. 

Por la tarde tuvimos ocasión de escuchar a Rafa Fonteriz, autor que actualmente trabaja para Marvel entintando a Carlos Pacheco, con Javier Gay como presentador, que comenzó elogiando el estilo de Rafa, gran conocedor de la anatomía humana. Ello le viene del comic de superhéroes, de los grandes autores naturalistas y realistas como Alex Raymond y John Buscema, quienes conocían la anatomía perfectamente, y del género erótico. Ambos tienen puntos en común, hay una introducción y hay que crear una dinámica para que no resulte aburrido. En un tebeo la narración la marcan las secuencias, el lector tiene que hacer que el elemento que falta lo ponga él. Aportar el movimiento, el paso del tiempo, el sonido, de modo inconsciente. Esos trucos hacen que el tebeo sea lo que es. Hay que aprender a contar bien una historia, aprender a dibujar y a entintar. El continuo aprendizaje es lo que te da ganas cada día de dibujar. Cuando trabajó en "Iberia Inc", era una idea de Rafa Marín y Carlos Pacheco en que el proyecto llega a sus manos con todo detalle. Hay referencias a Ambrós con El Burlador, y algunas ilustraciones imitando su estilo. Cuando hizo las portadas para la reedición de "El Capitán Trueno", siempre luchaba con la sombra de Ambrós, había aficionados cuyo estilo no les gustaba. Cuando trabaja para Europa le piden que se aleje de los superhéroes, que no haga mancha de tinta, ni tramas ni viñetas inclinadas. En "El lado salvaje" no tenía editor y hacía aquello que no se le permitía, colgándolo en su blog. Más tarde se compró una Wacom con la que aceleraba el proceso de entintado probando con fotografías de cine negro clásico, que pudimos ver en un portafolio titulado "Noir Visions".  Por último Javier Gay le preguntó por un personaje con el que quisiera trabajar, respondiendo Fonteriz que a John Constantine, a ser posible con un guionista británico.

En la zona de stands vimos a Jordi Bayarri que sigue con su Colección Científicos del que ha aparecido recientemente el volúmen dedicado a "Aristóteles: El deseo de saber" y otra novedad como "El joven Baden-Powell" contando la infancia del creador del Movimiento Scout.

En Grafito Editorial estuvo Victor Araque como invitado, autor de "Buckson", realizando dedicatorias del comic durante todo el día.
Hasta aqui nuestra crónica de la visita al Splash Sagunt, esperamos que mejore en sucesivas ediciones ya que es un evento relativamente joven y hay tiempo de pulir detalles.